Cuáles son los tipos de herrajes más utilizados en carpintería metálica

La carpintería metálica es una disciplina que se encarga de la fabricación y montaje de estructuras, elementos y complementos en metal. Dentro de esta área, los herrajes juegan un papel fundamental, ya que son los encargados de proporcionar estabilidad, funcionalidad y seguridad a las construcciones de metal. Existen diferentes tipos de herrajes que se utilizan en carpintería metálica, cada uno con características y aplicaciones específicas.

Vamos a explorar los tipos de herrajes más utilizados en carpintería metálica. Hablaremos sobre los herrajes para puertas y ventanas, los herrajes para estructuras metálicas y los herrajes para muebles metálicos. Además, daremos algunos consejos para la elección de los herrajes adecuados según las necesidades de cada proyecto. ¡Sigue leyendo para descubrir todo lo que necesitas saber sobre estos importantes elementos en la carpintería metálica!

Índice
  1. Bisagras
    1. Bisagras de piano:
    2. Bisagras de cazoleta:
    3. Bisagras de pivote:
    4. Bisagras de libro:
    5. Bisagras invisibles:
  2. Cerraduras
  3. Manillas
    1. Manillas de palanca
    2. Manillas de roseta
    3. Manillas de placa
    4. Manillas con cerradura
    5. Manillas con bisagra
  4. Pestillos
  5. Pasadores
  6. Rieles deslizantes
  7. Soportes de estanterías
    1. 1. Soportes de ángulo
    2. 2. Soportes de clip
    3. 3. Soportes de escuadra
    4. 4. Soportes ocultos
  8. Preguntas frecuentes
    1. 1. ¿Cuáles son los tipos de herrajes más utilizados en carpintería metálica?
    2. 2. ¿Cuál es la diferencia entre un cerrojo y un pestillo?
    3. 3. ¿Qué función tienen las bisagras en carpintería metálica?
    4. 4. ¿Para qué se utilizan los manillones en carpintería metálica?

Bisagras

Las bisagras son uno de los tipos de herrajes más utilizados en carpintería metálica. Se utilizan para unir puertas, ventanas y otros elementos que necesitan abrirse y cerrarse. Hay diferentes tipos de bisagras, entre las más comunes se encuentran:

Bisagras de piano:

Son largas y estrechas, y se utilizan para unir elementos que necesitan una apertura continua, como puertas de armarios.

Bisagras de cazoleta:

Se caracterizan por tener una cazoleta integrada en el cuerpo de la bisagra. Son ideales para puertas de muebles y armarios.

Bisagras de pivote:

Estas bisagras se utilizan en puertas giratorias, como las de los baños. Son fáciles de instalar y permiten una apertura de 180 grados.

Bisagras de libro:

Se componen de dos partes unidas por un eje central. Permiten una apertura de 180 grados y se utilizan principalmente en puertas de armarios.

Bisagras invisibles:

Son bisagras que se ocultan completamente cuando la puerta está cerrada. Son muy estéticas y se utilizan en puertas de alta gama.

Estos son solo algunos ejemplos de los tipos de bisagras más utilizados en carpintería metálica. Cada una tiene sus características y se utiliza en diferentes situaciones, dependiendo del tipo de puerta o ventana que se esté instalando.

Cerraduras

Las cerraduras son uno de los tipos de herrajes más utilizados en carpintería metálica. Estas son dispositivos de seguridad que se utilizan para asegurar puertas, ventanas y otros elementos de cerramiento.

Existen diferentes tipos de cerraduras, entre los más comunes se encuentran:

  • Cerraduras de embutir: Son las más utilizadas en puertas y ventanas. Se instalan empotradas en el marco o en la hoja de la puerta, proporcionando un alto nivel de seguridad.
  • Cerraduras de sobreponer: Se instalan en la superficie de la puerta o ventana y son visibles en el exterior. Son fáciles de instalar y ofrecen una buena resistencia ante intentos de robo.
  • Cerraduras multipunto: Estas cerraduras cuentan con varios puntos de cierre, lo que las hace más seguras. Se utilizan principalmente en puertas de acceso principal.
  • Cerraduras digitales: Son cerraduras que funcionan con códigos numéricos o tarjetas de acceso. Son ideales para aquellos que buscan una mayor comodidad y no desean utilizar llaves.

Las cerraduras son elementos fundamentales en carpintería metálica, ya que proporcionan seguridad y protección a puertas y ventanas. Es importante elegir el tipo de cerradura adecuada según las necesidades y el nivel de seguridad requerido.

Manillas

Las manillas son uno de los tipos de herrajes más utilizados en carpintería metálica. Estos elementos son esenciales para abrir y cerrar puertas y ventanas de forma segura y cómoda. Existen diferentes tipos de manillas, cada una con características y estilos únicos.

Relacionado:Cómo mantener y prolongar la vida útil de los herrajes de carpintería metálicaCómo mantener y prolongar la vida útil de los herrajes de carpintería metálica

Manillas de palanca

Las manillas de palanca son las más comunes y se caracterizan por tener un diseño alargado con una palanca que se acciona para abrir o cerrar la puerta. Estas manillas son fáciles de usar y se encuentran en una amplia variedad de estilos y acabados.

Manillas de roseta

Las manillas de roseta son un tipo de manillas que tienen una base circular o cuadrada llamada roseta, donde se encuentra el mecanismo de apertura. Este diseño proporciona un aspecto más elegante y sofisticado, y suele ser utilizado en puertas de mayor calidad.

Manillas de placa

Las manillas de placa son aquellas que tienen una placa rectangular o cuadrada que se fija a la puerta y que contiene el mecanismo de apertura. Estas manillas son más robustas y se utilizan principalmente en puertas de mayor tamaño y en espacios donde se requiere mayor resistencia.

Manillas con cerradura

Las manillas con cerradura son aquellas que cuentan con un mecanismo de seguridad adicional, como una cerradura incorporada. Estas manillas son ideales para puertas de acceso principal o para espacios donde se requiere un mayor nivel de seguridad.

Manillas con bisagra

Las manillas con bisagra son un tipo de manillas que se utilizan en puertas de armarios o muebles. Estas manillas tienen un diseño más sencillo y suelen ser pequeñas y discretas.

Las manillas son elementos esenciales en carpintería metálica y existen diferentes tipos para adaptarse a las necesidades y estilos de cada espacio. Ya sea que estés renovando tus puertas o construyendo desde cero, elegir el tipo de manilla adecuada puede marcar la diferencia en términos de funcionalidad y estética.

Pestillos

Los pestillos son uno de los tipos de herrajes más utilizados en carpintería metálica. Estos dispositivos se utilizan para asegurar puertas, ventanas y otros elementos que necesitan ser cerrados de forma segura.

Existen diferentes tipos de pestillos, cada uno con características y usos particulares:

  • Pestillo de sobreponer: Este tipo de pestillo se coloca en la parte externa de la puerta o ventana y se puede ver cuando la misma está cerrada. Es muy común en puertas de entrada y se utiliza en combinación con una cerradura.
  • Pestillo embutido: A diferencia del pestillo de sobreponer, este tipo de pestillo se instala en el interior de la puerta o ventana, por lo que no es visible cuando está cerrado. Se utiliza principalmente en puertas interiores y es una opción más estética.
  • Pestillo de cadena: Este tipo de pestillo consiste en una cadena que se puede enganchar en un soporte fijo para evitar que la puerta o ventana se abra por completo. Es comúnmente utilizado en puertas de entrada para tener un control parcial del acceso.
  • Pestillo de cerrojo: Se trata de un pestillo que se puede deslizar hacia afuera o hacia adentro para asegurar la puerta o ventana. Es muy resistente y se utiliza en puertas de alta seguridad.
  • Pestillo de gancho: Este tipo de pestillo consiste en un gancho que se engancha en una placa o soporte fijo para asegurar la puerta o ventana. Es muy utilizado en ventanas correderas.

Los pestillos son una opción muy utilizada en carpintería metálica para asegurar puertas, ventanas y otros elementos. La elección del tipo de pestillo depende del uso específico y de los requisitos de seguridad de cada situación.

Pasadores

Los pasadores son uno de los tipos de herrajes más utilizados en carpintería metálica. Estos mecanismos se utilizan para asegurar puertas, ventanas y otros elementos en su posición cerrada.

Existen diferentes tipos de pasadores, entre los más comunes se encuentran:

  • Pasadores de pestillo: Son los más simples y consisten en una varilla que se desliza en una placa. Se utilizan principalmente en puertas y ventanas.
  • Pasadores de gancho: Estos pasadores tienen un gancho en un extremo que se engancha en una placa. Son ideales para asegurar puertas correderas y ventanas.
  • Pasadores de cerrojo: Son más seguros y robustos. Estos pasadores tienen una barra que se desliza en una placa con un agujero. Se utilizan en puertas de alta seguridad.

Los pasadores son una opción popular en carpintería metálica debido a su simplicidad y eficacia en la seguridad de las puertas y ventanas.

Rieles deslizantes

Los rieles deslizantes son uno de los tipos de herrajes más utilizados en carpintería metálica. Estos herrajes permiten que las puertas y ventanas se deslicen suavemente a lo largo de un riel, facilitando su apertura y cierre.

Relacionado:Qué tipos de cerraduras son recomendables para carpintería metálicaQué tipos de cerraduras son recomendables para carpintería metálica

Los rieles deslizantes suelen estar hechos de materiales resistentes como el acero inoxidable o el aluminio, lo que garantiza su durabilidad y resistencia a la corrosión.

Existen diferentes tipos de rieles deslizantes, como los rieles de piso, que se utilizan para puertas corredizas en aplicaciones residenciales y comerciales, y los rieles de techo, que se utilizan en sistemas de puertas corredizas suspendidas.

Estos herrajes son muy versátiles y se pueden encontrar en una amplia variedad de tamaños y diseños, lo que permite adaptarlos a diferentes necesidades y estilos arquitectónicos.

Los rieles deslizantes son una opción popular en carpintería metálica debido a su facilidad de uso, durabilidad y versatilidad.

Soportes de estanterías

Los soportes de estanterías son uno de los tipos de herrajes más utilizados en carpintería metálica, ya que son fundamentales para brindar estabilidad y resistencia a las estanterías.

Existen diferentes tipos de soportes de estanterías, cada uno con características y funciones específicas. A continuación, mencionaré algunos de los más comunes:

1. Soportes de ángulo

Los soportes de ángulo son piezas metálicas en forma de L que se utilizan para unir los estantes a las paredes o a otros elementos estructurales. Son muy versátiles y se pueden encontrar en diferentes tamaños y acabados. Estos soportes proporcionan un excelente soporte lateral y son ideales para estanterías que se utilizan para almacenar objetos pesados.

2. Soportes de clip

Los soportes de clip son herrajes que se utilizan para sujetar los estantes a los rieles o a los montantes verticales de un sistema de estanterías. Son muy fáciles de instalar y permiten ajustar la altura de los estantes de manera rápida y sencilla. Estos soportes son muy utilizados en estanterías que requieren una mayor flexibilidad en cuanto a la posición de los estantes.

3. Soportes de escuadra

Los soportes de escuadra son herrajes en forma de L invertida que se utilizan para unir los estantes a los montantes verticales de una estantería. Son muy robustos y proporcionan un excelente soporte lateral y frontal. Estos soportes se utilizan en estanterías que requieren una mayor resistencia y estabilidad, como por ejemplo, estanterías para almacenar herramientas o productos pesados.

4. Soportes ocultos

Los soportes ocultos son herrajes que se instalan en el interior de los estantes y que permiten que estos parezcan flotar en la pared. Estos soportes son ideales para estanterías de diseño minimalista y moderno, ya que no son visibles desde el exterior. Sin embargo, es importante tener en cuenta que estos soportes requieren una instalación precisa y deben ser utilizados en estanterías que no vayan a soportar cargas pesadas.

Estos son solo algunos de los tipos de soportes de estanterías más utilizados en carpintería metálica. Cada uno tiene sus propias ventajas y características, por lo que es importante elegir el tipo de soporte adecuado en función de las necesidades de cada proyecto.

Preguntas frecuentes

1. ¿Cuáles son los tipos de herrajes más utilizados en carpintería metálica?

Los tipos de herrajes más utilizados en carpintería metálica son las bisagras, los cerrojos, los pestillos y los manillones.

2. ¿Cuál es la diferencia entre un cerrojo y un pestillo?

La diferencia entre un cerrojo y un pestillo es que el cerrojo se utiliza para cerrar una puerta o ventana desde el interior, mientras que el pestillo se utiliza para cerrarla desde el exterior.

Relacionado:Qué ventajas ofrecen los herrajes de calidad en una instalación de carpintería metálicaQué ventajas ofrecen los herrajes de calidad en una instalación de carpintería metálica

3. ¿Qué función tienen las bisagras en carpintería metálica?

Las bisagras en carpintería metálica permiten la unión y movimiento de puertas y ventanas, permitiendo que se abran y cierren correctamente.

4. ¿Para qué se utilizan los manillones en carpintería metálica?

Los manillones en carpintería metálica se utilizan como elementos de agarre para abrir y cerrar puertas y ventanas.

Subir